Foto: ACN



La Fiesta de la Cubanía, dedicada también al son como género musical y al aniversario 60 de Palabras a los intelectuales, aunque por segundo año consecutivo, debido a las restricciones impuestas por la COVID-19, no contará con varios de sus espacios habituales




Como expresión genuina del valioso nexo existente entre el arte y la historia de la nación cubana, comenzó este 17 de octubre, en Bayamo –y hasta el próximo día 20–, la edición de la Fiesta de la Cubanía, cita que este año centra sus diversas miradas culturales y debates teóricos en las esencias de nuestras raíces.

«Los cubanos somos nuestra cultura. Si la hieren nos hieren, si se distorsiona y falsifica se nos quiebran raíces. Es por eso que la necesitamos firme y auténtica», expresó, en las palabras de apertura del evento, el escritor e intelectual granmense Luis Carlos Suárez, al referirse a la impronta de la Cubanía como un evento aglutinador y defensor de esas esencias históricas y culturales que pretenden resquebrajar los enemigos de la Revolución.

La Fiesta de la Cubanía, dedicada también al son como género musical y al aniversario 60 de Palabras a los intelectuales, aunque por segundo año consecutivo, debido a las restricciones impuestas por la COVID-19, no contará con varios de sus espacios habituales, propone un programa, tanto virtual como presencial, en el que confluirán el teatro, el humor, la literatura, la música, el cine y las artes plásticas.

Entre los invitados a este convite de amor, cultura e identidad se encuentran los cantautores Raúl Paz y Cándido Fabré, el reconocido pianista Frank Fernández, artistas del Centro Promotor del Humor y el grupo Teatro del Viento, así como intelectuales e investigadores de la provincia y otras regiones del país.


Tomado de Granma. https://www.granma.cu/cultura/2021-10-17/fiesta-de-la-cubania-un-convite-en-defensa-de-nuestras-raices-17-10-2021-23-10-42

corona-virus

  Autor: Lisandra González Machado / Fotos: Diana Guirola de la Fuente

 Si usted camina por las calles de Sagua la Grande, notará que casi siempre están bien limpias, con algunos casos indisciplinados que contribuyen de manera negativa y luego son los primeros en criticar lo mismo. Esto quiere decir, que la labor de los servicios comunales en la ciudad funciona como un reloj, al menos en sus arterias principales, de los barrios, mejor no hablemos. Por eso no sé que pensar ante esta imagen desgarradora que avanza varios metros por la senda izquierda de la carretera que se aleja de la ciudad camino a Quemado de Güines. Pasando el Hospital Mártires del 9 de abril, el Centro de Aislamiento del Dengue y justo frente al conocido T-14 se acumulan, en el hierbazal de lo que sería el contén de la acera, gran cantidad de agujas de desecho. El riesgo biológico que eso supone es altísimo y más por una zona, que aunque pudiera pensar que no, es altamente transitada, por aquellos adictos a mantenerse en forma. ¿Qué pudiera pasar, si alguien se hincara con una de estas agujas? ¿Quién sería el responsable? ¿La escasez de recursos para comprar contenedores de desecho? ¿La persona encargada de arrojar los mismos, o aquel que tiene que transportalos hasta su destino final? ¿O el pobre doliente que tenía que mirar mejor por dónde camina?


 

 

Sagua la Grande en tiempos de Covid-19.

  


 

Emisora Municipal de Radio "CMES Radio Sagua"

Copyright © 2021. Todos los derechos reservados.

Calle Carmen Ribalta #160 esquina Libertadores. Teléfono (042) 66 4371.

 

Back to Top